Playas nudistas brasileñas: del Nordeste al Sur, una guía detallada para elegir

A pesar de contar con más de siete mil kilómetros de litoral, en Brasil sólo hay ocho playas donde los bañistas pueden disfrutar del mar como llegaron al mundo, repartidas por los estados de Paraíba, Bahia, Espírito Santo, Rio de Janeiro y Santa Catarina. En cualquier otro lugar de la costa brasileña, el nudismo es considerado una contravención. 

PLAYA TAMBABA, CONDE (Paraíba)

Con acantilados de 20 metros de altura y mar calmo, fue la primera playa del Nordeste liberada para el naturismo, en 1991. La ropa solo se libera en un pequeño tramo en el lado izquierdo de la playa. Los hombres que no estén acompañados tienen prohibido ingresar al área nudista.

PLAYA DE MASSARANDUPIÓ, ENTRE RIOS (Bahía)

A unos 93 km de Salvador, es una de las playas naturistas más tradicionales del país. El mar es muy tranquilo, con arrecifes que forman pequeños pozos de agua, y permiten disfrutar del paisaje panorámico de dunas.

PLAYA BARRA SECA, LINHARES (Espírito Santo)

Paraje naturista oficializado en 1999, Barra Seca permite a los visitantes darse un baño en el mar agitado, o en el río. La playa tiene unos 10 km de largo, pero el área nudista está restringida a una franja de 200 metros. Desde Vitória son 120 km por la BR-101 hasta Linhares, en el norte del estado, más 50 km de asfalto en una llanura llena de granjas ganaderas y otros ocho km de terreno.

PLAYA OLHO DE BOI, BÚZIOS (Rio de Janeiro)

Con unos 50 metros de longitud, se puede recorrer en menos de 15 minutos. El acceso es por un sendero empinado de aproximadamente media hora desde Playa Brava, en Cabo Frio. Un chapuzón en sus aguas cristalinas, frías y tranquilas permite avistar peces, rayas y otras criaturas marinas.

PLAYA ABRICÓ, RIO (Rio de Janeiro)

Ubicada en Grumari, al oeste de Río, es similar a sus vecinas Prainha y Reserva, agitada pero de con aguas de un verde cristalino y arena fina. Para llegar en auto desde el sur,  el viaje es de aproximadamente una hora. Los fines de semana el nudismo es obligatorio y, de lunes a viernes, opcional.

PRAIA DO PINHO, BALNEÁRIO CAMBORIÚ (Santa Catarina)

Fue la primera playa de naturismo oficial del país, establecida en 1986. Tiene una buena infraestructura que incluye estacionamiento, bares, hostería y camping. La mejor forma de llegar es en auto, desde la carretera Interpraias, y se cobra una tarifa de R$ 20. Para los que llegan a pie, hay un acceso público y gratuito.

PLAYA GALHETA, FLORIANÓPOLIS (Santa Catarina)

Nudismo permitido, pero no obligatorio. La playa está dentro de un parque municipal que también es punto de encuentro de surfistas. La franja de arena ancha permite la privacidad. Para llegar hay que caminar por un sendero durante unos 10 minutos, saliendo desde playa Mole.

PLAYA PEDRAS ALTAS, PALHOÇA (Santa Catarina)

En sus dos pequeñas ensenadas de algo más de 100 metros cada una, el mar está en calma, con apariencia de piscina natural. Se encuentra a 30 km de Florianópolis, por la BR-101, y tiene un ambiente muy familiar.